sábado, 21 de junio de 2008

Nucleosíntesis

Apartada de la popularidad adquirida por otras teorías científicas más destacadas, yace la teoría de la nucleosíntesis estelar. Viene a explicar cómo se formaron los átomos más pesados del universo así como las cantidades porcentuales observadas de cada uno. Entre estos elementos pesados están el carbono, el hierro, el calcio etc. Cada elemento tiene su propio proceso de formación, pero la mayoría tienen en común que necesariamente fueron generados en el interior de estrellas, y posteriormente dispersados en el espacio mediante supernovas, procesos de explosión estelar de magnitudes difícilmente imaginables.

Y esa es la historia de nuestros átomos, ese el el viaje que han realizado durante millones de años hasta formar nuestra piel, nuestro ADN, nuestra saliva, nuestros ojos. Hasta formar el mar, la Tierra y prácticamente todo lo que vemos; somos literalmente polvo de estrellas.

No sé porqué esta es una de mis teorías favoritas. Hay quien se siente orgulloso de ciertos antepasados nobles, y escribe su nombre con muchos apellidos. La nucleosíntesis es algo así, pero a lo bestia. Viajes infinitos, energías descomunales y probabilidades ínfimas se han conjurado para formar la vida. Eso, de por sí, ennoblece y eleva todo cuanto hay, y nos convierte en seres afortunados. De alguna forma me hace pensar que todo está íntima y secretamente ordenado.

No hay comentarios: